Aconséjame

Distanciamiento Social para Adolescentes: Ayudando a Tus Hijos a Mantenerse Conectados

Mientras que se le pide a la nación que practique el distanciamiento social y que todos se aíslen, hay una preocupación creciente de que los adolescentes y los adultos jóvenes no están tomando las advertencias de salud pública tan en serio como los adultos que los rodean. No obstante, es fundamental que todas las personas, sin importar su edad, cumplan con el distanciamiento social para ayudar a detener la propagación de la COVID-19.

“Al mismo tiempo que los adolescentes y adultos jóvenes tienden a poseer un poderoso sentido de invencibilidad, la indecisión para aislarse también es parte de la etapa de desarrollo en la que se encuentran y esto es normal”, dijo Adeola Adelayo, una doctora del hospital de salud conductual Banner Behavioral Health Hospital. “Sus conexiones sociales son innatas y son muy importantes. Las buscan porque son parte esencial de una adolescencia sana”, explicó.

No es que estemos poniendo su inteligencia en duda, sino que los adolescentes y los adultos jóvenes deben ignorar su naturaleza en esta etapa de sus vidas con el objeto de ayudar a reducir la transmisión del coronavirus.

Los desafíos que presenta estar en línea al mantenerse aislado

Una ventaja que conlleva su edad es que los adultos jóvenes y los adolescentes pertenecen a una generación que es muy adepta a las redes sociales y tener acceso a estas redes durante el aislamiento puede representar un gran alivio. Las amistades son importantes, así es que la gente debe mantener el contacto por teléfono, las redes sociales o en línea para cumplir, virtualmente, con sus necesidades emocionales.

“A pesar de las dificultades que les representa aislarse, es probable que lo sobrelleven un poco mejor que la mayoría de los adultos debido a su gran manejo de la tecnología”, expuso la doctora Adelayo.

Pero las interacciones en línea pueden aumentar los sentimientos de soledad entre los adolescentes y adultos jóvenes que, incluso en otras circunstancias, no sienten que pertenecen al grupo.

“Están viendo a grupos de compañeros en línea, sus interacciones en los medios sociales; verán los temas de conversación en los que todos están participando y se darán cuenta que ellos no son parte de esa dinámica”, dijo la doctora Adelayo. “Puede ser un verdadero desafío si no eres parte del grupo. Meterse en línea en estos momentos puede no ser agradable para algunos de los chicos”, expresó.

Crea una estructura y establece reglas

Tener estructura en tu día ayuda a que la situación genere menos ansiedad, indicó la doctora Adelayo. “Un horario para hacer ejercicio, dormir, comer, hacer los deberes de la escuela o trabajar – todos anhelamos algún tipo de estructura”, dijo. “Asegúrate de que haya horarios estructurados y cierto orden. La estructura brinda una sensación de normalidad”, recomendó.

Encontrar tiempo para que los adolescentes se reúnan con sus amigos virtualmente es importante y se alienta a los padres a que les ayuden a sus hijos a que le den prioridad. “Desde hacer manualidades en FaceTime hasta ser anfitriones de una fiesta en línea donde los jóvenes puedan bailar, echa a andar tu creatividad para que tus hijos no sufran por no poder salir a reunirse con sus amigos”, sugirió la doctora Adelayo.

Mantenerse en contacto con los maestros también es útil para que los adolescentes se mantengan conectados académica y socialmente. La doctora también propone que les asignes tareas en las que te puedan ayudar en los quehaceres de la casa para que los adolecentes sientan empoderamiento y que están contribuyendo durante estos tiempos sin precedentes.

Sintonízate con tus adolescentes

Como en cualquier otra situación desafiante, la doctora Adelayo aconseja que los padres se sintonicen con sus hijos y estén conscientes de cómo se sienten. Los padres deben vigilar los posibles problemas de sueño, apetito, interés y ansiedad. También hay que estar atentos al acoso cibernético ya que la actividad en línea seguramente se incrementará.

“Si te percatas que tu hijo se está esforzando más que de costumbre, habla con él”, dijo la doctora Adelayo. “Comunícate con un profesional”, señaló.

Los padres de familia deben sostener conversaciones con sus hijos adolescentes y adultos jóvenes para ayudarles a tener una mejor perspectiva y a que comprendan las razones por las que todos estamos en casa. “Hay que ser muy sinceros con ellos acerca de por qué lo estamos haciendo y decirles que no es el final del mundo”, subrayó Adelayo. “Para un niño, esto sí puede parecer el final del mundo, mientras que los adultos tienen una perspectiva sobre el porvenir”, especificó.

Poner el énfasis en los beneficios para la salud pública y la seguridad es muy importante, incluso buscar formas para ayudar a los demás en familia puede hacer mucho bien para el humor de todos.

“La bondad de todo esto es el tiempo que hemos recuperado para estar en familia y reconectarnos, alejados el ajetreo de nuestras vidas”, dijo Adelayo. “En estos momentos, no sentimos esa necesidad de apresurarnos”, finalizó.

Para recibir más consejos acerca de cómo abordar estos tiempos difíciles con tu adolescente o consultar con un especialista, programa una cita con un proveedor de servicios de salud conductual de Banner Health. Para obtener la información más reciente acerca de la enfermedad por COVID-19, visita BannerHealth.com o los CDC.

COVID-19 Enfermedades infecciosas Salud del niño Paternidad
Mostrar su apoyo
Comments 0
Dejar una respuesta Cancelar respuesta
¿Qué cree?*
No se publicará su dirección de correo electrónico. Mensaje de campos obligatorios *