Aconséjame
¿Es Seguro Practicar Deportes Cuando Se Tiene Asma?

Un diagnóstico de asma puede asustar a cualquier familia, pero para las familias con niños deportistas, la preocupación es mayor.

¿Puede mi hijo participar en deportes? Y si puede, ¿qué debo hacer para ayudar a prevenir los ataques de asma? ¿Qué suministros debo tener a la mano si tiene una crisis asmática?

Participar en actividades deportivas y el asma

Según Kimberly Byrne, Gerente del Programa de Asma Pediátrico de Banner Children’s, los niños con asma pueden participar en cualquier deporte, siempre y cuando sus padres, entrenadores y los niños asmáticos tomen las debidas precauciones.

“Siempre y cuando controles el asma, ésta no debe ser un impedimento para que tus hijos practiquen el deporte que más les gusta”, señaló Byrne.

De hecho, la actividad física le hace bien a los niños.

“Los niños con asma podrían tener problemas haciendo ejercicio si el asma no está bajo control con una rutina diaria de medicamentos preventivos, tales como los esteroides inhalados. En niños y adolescentes con asma inducida por ejercicio, un paso sencillo como el uso de un inhalador de alivio rápido con un dispositivo espaciador, como el Albuterol, 15 minutos antes de la actividad, ayudará a mejorar su respiración y disminuir las probabilidades de que ocurra una crisis asmática”, indicó Byrne. “Impedir la actividad física o la práctica cotidiana de deportes en los niños o adolescentes puede ocasionar un aumento en su peso, lo cual podría agravar el asma. La investigación también ha demostrado que las personas asmáticas que pierden peso con ejercicios y una dieta saludable, tienden a mejorar su condición y a reducir sus síntomas.”

Conoce los detonantes del asma

Conocer los detonantes personales del asma de tus hijos puede ser útil para determinar las actividades físicas más adecuadas para ellos.

Algunos de los detonantes relacionados con el deporte pueden ser:

  • Jugar en el césped (si es alérgico al pasto)
  • Partículas de suciedad y polvo en el aire
  • Otros alérgenos suspendidos en el aire, como el polen o el moho
  • Realizar esfuerzos físicos excesivos

“Si tu hijo es alérgico al pasto o reacciona cuando los niveles de polen son elevados en la región del Valle, la práctica de deportes en interiores es una buena alternativa”, sugirió Byrne.

Algunos deportes de interior son el básquetbol, la lucha libre, la natación, el voleibol, la danza, las artes marciales, etc.

Controlando el asma

El uso diario de esteroides inhalados puede ayudar a prevenir los ataques de asma en niños y adolescentes que requieran de su medicamento de alivio rápido, como el Albuterol, más de dos veces por semana.

“El asma se puede controlar con medicamentos que proporcionan grandes beneficios con pocos efectos secundarios. Siempre se debe motivar a los niños y a los adolescentes a participar en actividades físicas. Y nunca deben quedarse en el banquillo durante sus clases de educación física”, enfatizó Byrne.

Hablar acerca de la actividad física que desea realizar tu hijo o hija con su especialista en asma pediátrica ayudará al desarrollo de un plan. Asegurate de tener sus medicamentos de emergencia en la casa, en la escuela y con él o ella cuando esté participando en los eventos deportivos. Proporciona una copia del plan de acción contra el asma desarrollado junto con el médico a los servicios de enfermería de la escuela, a sus entrenadores y maestros y a tus familiares también. Cerciórate de que cualquier adulto que esté a cargo de tus hijos tenga conocimiento de su condición.

Consulta nuestra guía gratuita, Banner Asthma Workbook (disponible en español. Algunos textos en inglés), para obtener más información y sugerencias acerca del asma en niños y adolescentes.

 
Salud del niño Paternidad Neumología y asma
Mostrar su apoyo