Aconséjame

Sugerencias para Ayudarte a Mantener Tus Propósitos por un Estilo de Vida Saludable en este Año

Posiblemente te entusiasmas cuando se trata de hacer tus propósitos; consideras que el Año Nuevo te brinda otra oportunidad para reevaluar tus hábitos y realizar algunos cambios en tu vida. O posiblemente te has hecho propósitos en el pasado que no pudiste cumplir y quieres mejorar tus probabilidades de éxito en este año.

Sea como sea, la doctora Yazhini Srivathsal, una psiquiatra del hospital de salud conductual, Banner Behavioral Health Hospital (en inglés), en Scottsdale, Arizona, tiene algunos consejos para ayudarte a hacer de tus propósitos por un estilo de vida saludable y la pérdida de peso una parte integral de tu vida (en inglés).

Encuadra el “motivo” de tu propósito desde una perspectiva positiva

La doctora Srivathsal dijo que, en ocasiones, las personas se proponen metas desde la negatividad. Por ejemplo, alguien podría ponerse la meta de perder peso porque detesta cómo se ve. “Cuando tienes sentimientos negativos hacia ti mismo, es muy difícil quererte y tener un estilo de vida saludable”, dijo. “Es importante que establezcas tus metas desde la positividad”, recalcó.

Si quieres perder peso, algunas maneras de encuadrar este propósito de forma positiva podrían ser que quieres hacerlo porque:

Haz un plan realista y a largo plazo para cumplir tu propósito

Muchas personas no logran sus propósitos de Año Nuevo porque empiezan de manera demasiado ambiciosa y no pueden mantener ese cambio significativo en su vida por mucho tiempo. Por ejemplo, si no has estado haciendo ejercicio (en inglés), no es realista esperar que vayas al gimnasio a diario.

La doctora Srivathsal aconsejó que para que el plan sea realista, te preguntes en dónde quieres estar en un año. Una vez que establezcas esa meta, puedes crear un plan para cumplirla. Por ejemplo, podrías ponerte la meta de ir al gimnasio, consistentemente, cinco veces por semana para finales de año.

Luego, puedes plantearte objetivos más pequeños que te ayuden a llegar a la meta para finales de año. Por ejemplo, podrías:

  • Empezar por ir al gimnasio dos veces por semana
  • Agregar un tercer día en abril
  • Agregar un cuarto día en agosto
  • Agregar el quinto día hacia finales de año

“Este plan más realista es mejor a largo plazo que ir a diario al gimnasio durante 15 días, agotarte y ya no volver durante el resto del año”, dijo la doctora Srivathsal.

Comprende por qué podrías sentirte tentado a desistir de tu propósito

“Apegarse a los propósitos requiere de una gran fortaleza mental”, explicó la doctora Srivathsal. “Se facilita un poco cuando entiendes qué está pasando por tu cabeza en el momento en que te sientes tentado a renunciar a tus metas”, agregó.

Lo explicó de la siguiente manera. El cerebro tiene una parte primitiva que te lleva a actuar por impulso y desea gratificación instantánea. Esta parte del cerebro te dirá que te comas ese pan dulce si se te antoja.

La parte adulta de tu cerebro piensa las cosas de forma racional y puede posponer la gratificación. Esta parte del cerebro te dice que comer pan dulce no forma parte de tu menú saludable (en inglés) para este día.

La parte primitiva de tu cerebro te podría decir que comer el pan dulce te hará feliz ahora mismo. La parte adulta de tu cerebro comprende que obtendrás mayor felicidad al apegarte a tus propósitos y cumplir con tus metas. “Tu cerebro adulto sabe que todo estará bien, aunque no te comas el pan dulce, y que si no te comes el pan dulce en el primer día, entonces, puedes aplicar la misma lógica en el segundo día también, y así sucesivamente”, explicó.

La doctora Srivathsal también señaló que puedes incluir el pan dulce – o cualquier comida que te encante – en tu plan alimenticio (en inglés). Sólo que no lo puedes comer cada vez que te surja el antojo. Por ejemplo, podrías permitirte comer un postre después de la cena cada sábado. O podrías elegir una comida libre, misma que la doctora Srivathsal prefiere llamar la comida placentera, una vez por semana.

Considera los contratiempos como oportunidades, no como fracasos

No te rindas si te estás esforzando por mantener tus propósitos luego de unas semanas. Es posible que te hayas puesto una meta que no era realista. ¿Puedes ajustarla para que alcances el éxito?

Y si estás cumpliendo con tus metas casi a diario, pero tienes un día (o algunos) en que no lo logras, perdónate a ti mismo (en inglés) por ser humano y retoma tu camino hacia el éxito. No permitas que un contratiempo te haga renunciar por completo a tus propósitos.

En conclusión

El inicio de un nuevo año puede ser tu oportunidad para establecer tus propósitos y lograr cambios saludables. Al plantear tus propósitos desde una perspectiva positiva, crear un plan realista, entender el punto de vista de tu cerebro acerca de tus metas y cómo manejar los contratiempos, estarás en una excelente posición para mantener tus propósitos y lograr cambios perdurables en tu estilo de vida. Banner Heath puede ayudarte si quieres hablar con un experto en salud conductual acerca de establecer metas realistas que son alcanzables.

Otros artículos útiles

Salud mental Bienestar

Mostrar su apoyo
Comments 0
Dejar una respuesta Cancelar respuesta
¿Qué cree?*
No se publicará su dirección de correo electrónico. Mensaje de campos obligatorios *