Enséñame

5 Sugerencias para una Desintoxicación Digital Exitosa

¿Necesitas un descanso de tus dispositivos digitales? Según Statista (en inglés), en 2018 invertimos un promedio de 6.5 horas al día en los medios digitales. Eso es más de un 40 porciento del tiempo en que estamos despiertos, dedicado a nuestros teléfonos, computadoras, tabletas y televisores. Y es probable que con la pandemia que nos mantuvo en casa (varios artículos en inglés y español) en 2020, esa cifra sea aún más elevada.

Cierto, la mayoría necesitamos tiempo frente a la pantalla. Trabajamos desde casa. Chateamos con nuestras familias en video. Pagamos nuestras cuentas y monitoreamos nuestros gastos en línea. Pero nos excedemos con facilidad.

En algún momento, levantas el teléfono para buscar esa receta de tilapia que te gustó y 10 minutos más tarde, estás viendo un video de un perro disfrazado de superhéroe sin saber ni cómo llegaste hasta ahí.

Si quieres disminuir tu tiempo frente a la pantalla, aquí tienes cinco sugerencias para lograr una desintoxicación digital (también llamada détox digital) exitosa.

1. Piensa acerca de lo que quieres lograr con una desintoxicación digital

Disminuir la manera en que usas tus dispositivos digitales no sólo se trata de recuperar minutos. Hoy en día, puedes sentirte abrumado por el estrés, las responsabilidades, estar al cuidado a tus mayores, la inseguridad laboral, estar cuidando a tus hijos y otras presiones.

“Por lo general, mis clientes me reportan que no tienen ni un momento para sus propios autocuidados”, dijo Brendon Comer (en inglés), un trabajador social de Banner Health in Colorado. “Estar en conexión constante con los dispositivos puede agravar esta falta de tiempo”, agregó. Disminuir el tiempo que ocupas en tu correo electrónico, las redes sociales, la televisión y otros medios digitales, te puede abrir el espacio que necesitas para tus autocuidados.

2. Determina a qué grado te necesitas desintoxicar

“No creo que haya una sola fórmula para que todos logren una desintoxicación exitosa”, dijo Comer. Debes crear un plan diseñado alrededor de tus metas y los cambios que quieres hacer.

Algunas personas necesitan cortar sus dispositivos digitales por completo. En el caso de estas personas, “las formas y la frecuencia con las que los utilizan se han vuelto tóxicos para su bienestar”, dijo Comer.

Pero la mayor parte de la gente no necesita romper con ellos drásticamente. Tienen que establecer ciertos límites concretos sobre cuándo y cómo usarán sus dispositivos, particularmente sus teléfonos. Esto podría significar:

  • Apagar las notificaciones o cambiar su configuración al modo silencioso
  • No utilizar los dispositivos digitales por cierto tiempo después de despertar por la mañana
  • Apagar los dispositivos en un horario fijo por las noches
  • Mantener los dispositivos digitales fuera de su habitación
  • Apagar ciertas apps, limitar el acceso a ciertos sitios web o reducir el tiempo durante el cual ven ciertos programas de televisión

3. Dedícate a una nueva actividad en apoyo a tu meta

Si pretendes tener más tiempo para los autocuidados, incluye esos autocuidados en tu plan. Comer recordó a una clienta que apagó su teléfono y lo puso en el cajón cada mañana, por dos semanas. Durante esas mañanas, al inicio de cada hora, se tomaba dos minutos para hacer respiraciones conscientes.

Luego de que transcurrieron esas dos semanas, notó que sus hombros y su cuello estaban mucho menos tensos. “Tomarse el tiempo para hacer pausas regulares, estar consigo misma y revisar su cuerpo, le permitió aterrizarse y tranquilizarse, relajándose de la tensión acumulada”, dijo Comer.

4. Replantea tu respuesta a las notificaciones

Podrías decidir que todavía quieres que ciertas notificaciones se queden encendidas. Cuando recibas esas notificaciones, puedes elegir cómo y cuándo responder a las mismas. Comer recomienda que uses las notificaciones para reconectarte con el momento presente.

Por ejemplo, típicamente, podrías dejar de caminar o escalar para responder a un texto o correo electrónico cuando el teléfono suena. En su lugar, emplea la sensación de ese sonido como un recordatorio para hacer una pausa, inhalar y darte cuenta de lo que está sucediendo a tu alrededor. “Una reacción automática puede convertirse en un momento de conciencia plena”, dijo.

5. No consideres las pequeñas equivocaciones como fracasos

Es fácil decir que vas a dejar de revisar Instagram, pero puede ser difícil no tomar tu teléfono cuando estás acostumbrado a regalarte algo de tiempo en las redes sociales.

“Las desintoxicaciones digitales pueden ser saboteadas de manera parecida a lo que nos sucede con las resoluciones de Año Nuevo”, dijo Comer. Es fácil prometerte de más y darte por vencido luego de no alcanzar tus metas.

“No todo está perdido si ‘haces trampa’ o te quedas corto a tu meta para ese día en particular”, dijo Comer. Úsalo como una oportunidad para explorar los factores que están ejerciendo influencia sobre ti. ¿Qué hizo que el impulso de usar tu dispositivo digital fuera más poderoso que tu meta? Puedes aprender, seguir adelante y adquirir resiliencia al reflexionar acerca de tu conducta y lo que la moldeó.

¿Te ayudaría hacer una détox digital? Sigue leyendo para saber si tu teléfono inteligente se está interponiendo en tus relaciones personales.

Salud mental Bienestar

Mostrar su apoyo
Comments 0
Dejar una respuesta Cancelar respuesta
¿Qué cree?*
No se publicará su dirección de correo electrónico. Mensaje de campos obligatorios *